sábado, 16 de septiembre de 2017

Yo Tenía Un Juego De Mesa #1: XCOM El Juego De Tablero


Como no solo de videojuegos vive el jugón, en Yo Tenía Un Juego hemos decidido inaugurar la nueva sección Yo Tenía Un Juego De Mesa. ¡Esos juegos que nos acompañaron en nuestra infancia y también los de nueva generación que están haciendo nuestra época adulta más llevadera merecen nuestra atención!

Para esta primera toma de contacto hablaremos de XCOM El Juego De Mesa. Este juego, basado en XCOM: Enemy Unknown de 2012 (aunque ya sabéis que la serie de videojuegos se remonta a 1994), tiene una mecánica totalmente cooperativa mediante la que, igual que en el videojuego, debemos frenar una invasión alienígena mediante nuestra fuerza de defensa XCOM.

Así de chulo queda el juego una vez montado
Ficha oficial de XCOM el juego de tablero:

Diseñador: Eric M. Lang
Distribuidora: Edge Entertainment
Jugadores: 1-4 jugadores
Edad: +14
Idioma: español
Duración: 1-2 horas
 
Si por algo destaca la nueva iteración de la saga de videojuegos de 2012 es por haber sabido adaptar las mecánicas del juego clásico de estrategia dotándolo de una campaña interesante (más aún si contamos con lo  aportado por la expansión) y un desarrollo más amigable para quienes no tuvieron la fortuna de disfrutar de esta saga desde sus comienzos.

Volviendo al juego de mesa, lo primero que debemos destacar es que depende de una aplicación gratuita disponible en AppStore, Google Play, Amazon Apps y también existe  descarga para Mac y Windows, que controlará la invasión alienígena contra la que los participantes deben cooperar.

¡Quedan menos de 2 segundos para reaccionar!
El juego admite de 1 a 4 jugadores, y cada uno desempeña un rol distinto: 

Comandante: Es el encargado de llevar el control del presupuesto de la misión, vigilar la situación del medidor de pánico, entrenar a soldados de la reserva para convertirlos en soldados de élite, resolver las cartas de crisis y desplegar a los interceptores para rechazar los ataques de los OVNIs.

Científico Jefe: Su función principal es conocer y desarrollar nuevas tecnologías como armas, habilidades, etc. mediante la asignación de científicos a las tareas de investigación que ayudarán a todos los integrantes del equipo a acercarse más a la victoria.

Jefe Central: Se encarga de controlar la aplicación y es el enlace entre ésta y el resto del equipo. Transmitirá información sobre la partida, controlará los satélites desplegados en la órbita terrestre y se encargará de gestionar la aparición de los OVNIs en la tierra.

Jefe De Pelotón: Es el responsable de gestionar y liderar las tropas de XCOM durante las misiones activas así como de la defensa de la base.

Esta diferenciación de roles le sienta genial al juego de mesa por varios motivos: XCOM, el videojuego, era una propuesta compleja en la que debíamos atender a numerosos parámetros, no solo militares sino también de investigación, entrenamiento de soldados, etc. Aunque en el juego de mesa es posible jugar uno solo contra la aplicación, lo ideal es contar con otros 3 compañeros de manera que la tarea de cada uno sea más asumible y sobre todo se potencie la conciencia de grupo y la sensación de estar colaborando todos en pro de un bien común. ¡Ese es para mí el punto más fuerte del juego!

El Jefe Central es el enlace entre la aplicación y el resto de jugadores
Otra cosa que os habrá llamado la atención en la diferenciación de roles es que prácticamente todo lo que hay en el videojuego se ha trasladado a la versión de mesa: interceptores, investigaciones científicas y de tecnología, el concepto de pánico, los satélites, las mismas clases de soldado… En este sentido se aprecia un esfuerzo muy grande por parte de los diseñadores a la hora de que los conocedores del videojuego se sientan como en casa. También influye en ello el hecho de que la aplicación que gestiona la invasión alienígena esté dotada de la misma tipografía que el videojuego, así como de sus melodías.

A estas alturas te estarás preguntando cómo se juega, ¿verdad? Pues bien, un turno de juego consta de dos fases diferenciadas comenzando por una fase en tiempo real o fase cronometrada. El Jefe Central empieza su labor transmitiendo la información que la aplicación le vaya ofreciendo acerca de los acontecimientos que suceden en relación a la invasión alienígena, como movimientos de OVNIs en la órbita de la tierra o la posibilidad de llevar a cabo alguna investigación. En ese momento el jugador que desempeñe el rol concreto que ha de responder a dicho acontecimiento dispone de un tiempo cronometrado muy ajustado para tomar decisiones rápidas bajo presión. ¡Es imprescindible saber controlar los nervios porque la sensación de que estamos sufriendo una invasión y hay que actuar rápido está muy conseguida! Además todos los jugadores son conscientes de que sus decisiones no solo les afectan a ellos. Aunque cada uno se dedique a un rol, el resultado de las decisiones de cada uno afectará a todos en algún momento de la partida, y si juntas este hecho con el escaso tiempo disponible para decidir, la responsabilidad que cada jugador tiene con el grupo es muy grande. ¡Gracias a ello salir victorioso de una invasión sabe a auténtica victoria de equipo!

Cuando lleves tres de estas seguidas querrás quemar su mazo de cartas
Mientras se suceden estas decisiones rápidas los acontecimientos continúan apareciendo en la aplicación a velocidad de vértigo: crisis que se tendrán que resolver inmediatamente o no, OVNIs que se posicionan sobre los continentes, y las tropas alienígenas que rodearán nuestra base para atacarla. Los jugadores tendrán que decidir, siempre contando con el presupuesto disponible, el despliegue de soldados para la defensa de la base, de interceptores para defender los distintos continentes de las naves alienígenas basándonos en la información que nos ofrece el medidor de pánico, cuántos científicos y qué tecnologías debemos investigar en cada momento y cuántos satélites lanzar para obtener más información. Todo ello, insisto, con un tiempo muy limitado y siempre bajo presión.

Si durante esta fase no has desfallecido, debemos darte nuestra más sincera enhorabuena, sobre todo si estás jugando tú solo ya que, como hemos mencionado antes, todos los roles deben ser representados, ya estés tú solo o hayas conseguido liar a tu grupo de amigos.


Una vez que la fase cronometrada termina, da comienzo la fase de resolución con los dados como nuestros mejores aliados o peores enemigos. El juego ofrece dos tipos de tiradas: las tiradas del equipo de XCOM con los dados azules de 6 caras, dos de las cuales muestran éxitos y el dado de alienígenas de color rojo numerado del 1 al 8 en cada una de sus caras. Por cada tirada nuestra, tendremos la respuesta de una tirada del bando alienígena que, poco a poco nos irá poniendo las cosas cada vez más complicadas ya que sus tiradas hacen aumentar el medidor de amenaza y nos avocan lentamente al fracaso.

¡Ese dado rojo corresponde a los alienígenas y lo carga el demonio!
Si durante esta fase el Jefe de Pelotón consigue eliminar algún alienígena que esté amenazando nuestra base, en la mayoría de los casos podrá darle el cadáver al Jefe Científico para que practique una autopsia y lo use para sus investigaciones. ¡Como ves, igual que en el videojuego! Asimismo, si éste ha tenido éxito durante sus tiradas, sus científicos habrán desarrollado tecnologías y mejoras que podrá entregar al resto de miembros del equipo para mejorar sus fuerzas de XCOM… Be cooperative, my friend!

Tras esta vorágine de despliegue de fuerzas e intelecto y sus respectivas resoluciones azarosas debemos recapitular  con la aplicación informándole sobre el estado de nuestra base, si está dañada, en qué grado o destruida (¡esto último significaría perder la partida!), sobre la posición de los distintos continentes en el medidor de pánico y sobre el estado de la misión que nos han asignado.


¿Creíais que esto había terminado aquí? ¡Para nada! Esto ha sido solo la primera ronda de muchas (si tenemos suerte y buenas estrategias) hasta conseguir una épica victoria sobre los mutones, sectópodos y compañía, o sucumbir a una cruel y humillante derrota y dejar la Tierra a merced de estos bichos despiadados.  

A nivel de componentes, XCOM El Juego De Tablero es muy llamativo debido a las miniaturas diferenciadas de las tropas con francotiradores, soldados de asalto, de apoyo y de armas pesadas, los interceptores y las naves alienígenas. El tablero integra toda la  información necesaria sin ser demasiado grande, lo que al principio abruma un poco, pero la práctica pronto ayuda a estar pendiente no solo de la parcela que te corresponde sino también de la de tus compañeros. El apartado de arte en las cartas me parece muy bueno con la representación gráfica y textual de los usos de éstas durante la partida, que por supuesto también respeta el aspecto visual del videojuego.


La reserva de soldados, créditos e interceptores
Este juego ha sido duramente criticado por la necesidad del uso de una aplicación sin la cual es imposible jugar, pero es justamente lo que le da personalidad. Sin las fases cronometradas XCOM El Juego De Tablero se convertiría en un juego más de estrategia militar, sin conseguir la inmersión, la terrible sensación de urgencia y el toque de ciencia ficción que le otorgan la música y efectos de la aplicación. 

La cuna de la caja queda muy escasa cuando los componentes ya no están en sus contenedores originales. Existen nueve tipos diferentes de fichas y seis tipos de miniaturas con un número variable de cada una de ellas. También hay ocho mazos diferentes de cartas, por lo que a la hora de preparar la partida separar cada uno de los componentes del revoltijo que se forma en la cuna base de la caja se hace bastante pesado. Los más manitas elaboran organizadores  personalizados con papel pluma, aunque puedes encontrarlos para simplemente montarlos en casa y usarlos, eso sí, habitualmente por el mismo precio que te costó el juego.

¡¡Vamos a morir todos!!
Lo ideal es jugarlo cuatro personas, sin embargo si juegas en pareja la tarea se hace más complicada al estar situados los roles que te sugieren enfrentados en el tablero y si eres capaz de jugar en modo solitario con los cuatro roles y llevar a buen puerto tu misión, ¡eres nuestro héroe!

Si eres un adicto a enfundar las cartas como nosotros para que no se estropeen mientras juegas comiendo Risketos de una ensaladera, te decimos de qué debes aprovisionarte:

20 fundas Tarot
50 fundas USA
95 fundas miniUSA

¡Si conoces el videojuego seguro que alguno de estos te ha aplastado ya!
Este juego tiene una expansión, aún sin traducción a la lengua de Cervantes, con el título de XCOM The Board Game, Evolution Expansion. Ofrece dos nuevos planes de invasión y se apoya en una expansión del videojuego que se llamó Enemy Within, en la que conocimos a los soldados de la facción EXALT y aquella misteriosa sustancia que en la traducción al castellano se llamó “La Mezcla”.

Desde Yo Tenía Un Juego os podemos decir que estamos deseando que la traducción de este título llegue pronto y podamos hacernos con uno, ya que si el juego básico es desafiante hasta niveles insospechados, con esta expansión el cerebro puede saltar por los aires.

Como resumen, podemos decir que XCOM El Juego De Tablero es muy entretenido. Te obligará a hacer un gran trabajo de concentración y gestión del estrés durante la fase cronometrada debiendo tener en cuenta la información sobre las decisiones de tus compañeros, que siempre te afectarán a lo largo de la partida, y sopesar tus opciones ante los diferentes problemas que vayan surgiendo. Durante la fase de resolución la dinámica del juego cambia al ser más de tipo azaroso y el ritmo frenético desaparece, lo cual se agradece después de varios minutos bajo presión. Teniendo en cuenta además que el trabajo de adaptación del videojuego al juego de tablero es muy bueno, recomendamos su compra.

viernes, 15 de septiembre de 2017

Yo Tenía Un Juego TV #72 - Phantis (Spectrum) + Preview Beekyr Reloaded




Para estrenar su nuevo corte de pelo Carlosblansa ha optado por jugar a Phantis, publicado por Dinamic en 1987 gracias al talento de Carlos Abril. Aprovechando el tirón que Game Over tuvo en Inglaterra, le colaron este juego a los británicos como su secuela, pero en definitiva para nosotros siempre será Phantis. Por cierto, en contra de la creencia general Phantis no es el nombre de la chica protagonista sino del planeta en que sucede la aventura.

Selena, que así se llama la muchacha, luchará con todas sus fuerzas para rescatar a su compañero, preso en lo más profundo del planeta Phantis. Para llegar hasta él se valdrá de naves espaciales, helicópteros e incluso avanzará a lomos de criaturas alienígenas como Adrec (¡léelo al revés!), atravesando un mapeado que sobre todo en su segunda carga consta de muchísima variedad en decorados.

Phantis es un juego muy agradable a la vista, siendo su mayor virtud que tiene la dificultad justa para que quienes rara vez terminamos un juego de Spectrum nos sintamos “pequeños carlosblansitas” por un día.

¡A disfrutarlo!


miércoles, 13 de septiembre de 2017

Yo Tenía Un Juego TV #71 - Gryzor (Amstrad)


Un arcade tan importante como Contra no iba a quedarse sin la correspondiente conversión a máquinas domésticas: Gryzor. La colorida versión de Amstrad es la que nos propone hoy Carlosblansa para jugar; Un programa que aprovecha sobremanera la vistosidad que es capaz de ofrecer el CPC. ¿Acaso esperabas menos de la unión entre Konami y Ocean?

Nos encontramos ante un juego que ofrece dos tipos de fases: por un lado disparos al aire libre a lo Metal Slug, ya sabes, lo que viene llamándose un run ‘n’ gun. Y por otro lado niveles de interior en los que controlamos al protagonista desde una vista trasera. Si has jugado a The Vindicator, te recordará mucho a éste último.

El video vuelve a dejarnos con la boca abierta: ¡En menos de un cuarto de hora Carlosblansa llega al final y consigue la máxima puntuación! El tío se ve tan sobrado que tengo la impresión de que se dejó matar con el primer jefe para continuar con una sola vida y dar cierta emoción a la partida…



miércoles, 6 de septiembre de 2017

Mario se jubila

Tras un titular tan sensacionalista como el que he elegido para esta entrada lo primero que debo hacer es tranquilizar a los fans del bigotudo Mario. Habrá juegos para rato, ¡no en vano Mario Odyssey está a la vuelta de la esquina!

Lo que ha sucedido, según la web Kotaku, es que Nintendo ha actualizado el perfil de su personaje más conocido, tal y como los que sepan japonés (o en su defecto confíen en el traductor de Google) podrán comprobar pinchando aquí. De acuerdo con la nueva información, Mario se dedica a practicar deportes como fútbol, carreras de coches y baseball, y en defitiva "a cualquier actividad que mole". Además, siempre según el nuevo perfil, en el pasado trabajó como fontanero.

Así que ya sabes: ¡la próxima vez que necesites cambiar el grifo de la cocina tendrás que recurrir a otro!